Agrada a Solalinde Casa del Pobre y el Migrante

Por Fernando Navarro

Agrada a Solalinde Casa del Pobre y el Migrante
Desde marzo del 2011 entró en operaciones la Casa del Pobre y el Migrante “El Buen Samaritano”, ubicada en calle Constitución entre Guerrero y Narciso Mendoza en la colonia Benito Juárez, y desde entonces brinda servicios de albergue temporal a personas y familias que por necesidad deben pernoctar en la ciudad. Este albergue tiene cupo para atender a 80 personas y a el llegan viajeros que solicitan estancia temporal, principalmente migrantes que buscan el sueño americano y que acaban de bajar del tren carguero. En ocasiones llegan familias completas, parejas o mujeres solas, quienes reciben los tres alimentos diarios, disponen de una cama para dormir, baños para aseo; además se les facilita ropa y calzado cuando hay, pues las prendas llegan a través de donaciones. Durante la visita que sostuvo en ciudad Obregón, se le comentó al Padre Alejandro Solalinde sobre la existencia de este lugar en Cajeme y de inmediato expreso que estaba obligado a conocer este lugar de alivio para el migrante. Y cuando alguien le avisó al Padre Alfredo Rosas Mendivil, coordinador de la Casa, que el fundador del albergue “Hermanos en el Camino” visitaría al Buen Samaritano, no lo creyó. Después del recorrido por cada uno de los sitios de la Casa del Migrante, el ombudsman de Texcoco, reconoció al albergue como una ruta de salvación para quienes buscan llegar a la frontera y para los que regresan al ver truncado su sueño anhelado.

Más en Sociedad

Más en Sociedad

PROGRAMAS

Futbol Femenil

NOTICIAS

Clientes