La Secretaría de Salud hace llamado para tomar precauciones por el aumento de calor

Gerardo Álvarez Hernández Director General de Promoción a la Salud y Prevención de Enfermedades recomendó a la población tratar de tomar mínimo dos litros de agua diariamente y evitar exposición solar en las horas de mayor radiación.

Por Marco Antonio Palma

La Secretaría de Salud hace llamado para tomar precauciones por el aumento de calor

Ante el aumento de temperaturas en la entidad, la Secretaría de Salud hizo un llamado  a la población a extremar precauciones para prevenir enfermedades derivadas del calor. Gerardo Álvarez Hernández, Director General de Promoción a la Salud y Prevención de Enfermedades recomendó a la población no esperar a tener sed para consumir líquidos y tratar de tomar mínimo dos litros de agua diariamente, evitar exposición solar en las horas de mayor radiación y utilizar siempre bloqueador solar.


”Elija las primeras horas del día para llevar a cabo las actividades al aire libre y las deportivas, así como ceremonias cívicas, también se recomienda evitar el trabajo físico intenso y prolongado bajo el rayos del Sol”, externó.

Otras recomendaciones son vestir ropa ligera, holgada y de colores claros, preferentemente que cubra la piel de la exposición frecuente al Sol, utilizar sombrero o sombrilla y cubrir ventanas colocando persianas, cortinas o periódicos, lo que ayuda a disminuir hasta en un 80% el calor en el interior de la casa.

Enfatizó que es muy importante no permanecer dentro de un vehículo cerrado o estacionado ni permitir que otros lo hagan, ya que la temperatura se incrementa dos grados cada 10 minutos que esté cerrado y puede tener consecuencias fatales.

Así mismo, el especialista añadió que los síntomas más importantes que indican que una persona puede padecer alguna enfermedad derivada del calor, son: dolor de cabeza, mareo, sudoración excesiva al principio y después falta de sudor, enrojecimiento, sequedad en la piel y fiebre desde 39 a 41 grados centígrados.

También puede presentar aceleración del ritmo cardíaco, con latido del corazón débil, crisis convulsivas y otros signos de mayor severidad como: piel que se siente caliente y seca pero no sudorosa, confusión o pérdida del conocimiento, vómitos frecuentes, falta de aire o problemas para respirar.

Notas de interés:

Se rehabilita el espacio para la Atención al Niño Migrante

Concesionarios del Transporte Urbano buscarán socios

Invitan a Campamento de Verano 2019 "Pintante de colores"

Más en Salud

Más en Salud

PROGRAMAS

Reporteros Pro

NOTICIAS