Cómo mantener la comunicación con conocidos en tiempos del coronavirus

Si alguien nos hubiera dicho hace unos años que esta sería la situación en la que nos encontraríamos a día de hoy, nos hubiera parecido que nos están tomando el pelo.

Por Redacción TVP

Cómo mantener la comunicación con conocidos en tiempos del coronavirus

El confinamiento impuesto durante los últimos meses ha generado situaciones dignas de una distopía futurista.

 ¿No poder salir de casa más que para hacer la compra? ¿No poder reunirnos con nuestros familiares ni con nuestros seres queridos? ¿Tener unos horarios establecidos de salida? ¿No poder besarnos ni abrazarnos? ¿No poder si quiera ir a una terraza a tomar una cerveza?

 Si alguien nos hubiera dicho hace unos años que esta sería la situación en la que nos encontraríamos a día de hoy, nos hubiera parecido que nos están tomando el pelo. Por desgracia, la realidad supera a la ficción, y el mundo ha vivido unos meses que bien podrían estar sacados de una novela de Orwell o de Huxley, o de un episodio de Black Mirror.

 Por suerte, a diferencia de otros momentos de la historia en las que el azote de las plagas provocaba cuarentenas de poblaciones enteras y confinamientos de miles de personas, hoy en día, la tecnología nos permite poder seguir realizando muchas de nuestras gestiones, nuestras compras y, sobre todo, nuestras comunicaciones, a través de la red.

 Y es que, por mucho que haya habido muchas partes duras a lo largo este periodo y que nos hayamos tenido que enfrentarnos a muchos momentos y realidades complicadas, al fin y al cabo, lo que se termina echando de menos por encima de todo pasado un tiempo de aislamiento es el contacto con otras personas, el reencuentro con familiares y amigos y los planes en grupo.

 Por suerte, actualmente contamos con una serie de alternativas que nos permiten mantener el contacto por medio de dispositivos electrónicos con todas esas personas allegadas a las que no podemos ver en persona o tocar con las manos. Esto, sin llegar ni mucho menos a paliar esa falta, nos permite al menos mitigar sus consecuencias. Y ha sido la mejor alternativa durante este tiempo para no perder el contacto con nuestros conocidos.

 El uso de aplicaciones como Whatsapp, Facebook Messenger o Snapchat, ya de por sí muy extendido antes de la pandemia, se ha convertido en un medio aún más importante si cabe para hablar y compartir contenido durante este tiempo. Lo mismo ha ocurrido con las redes sociales. Plataformas como Instagram, Twitter o Facebook han sido foco de encuentros, conciertos, espectáculos y debates virtuales en momentos en los que no podíamos acudir presencialmente a ese tipo de eventos.

 Pero esas no han sido las únicas aplicaciones de mensajería instantánea ni las únicas redes sociales que han incrementado el número de usuarios durante este singular periodo. Las nuevas necesidades de comunicación y las incipientes exigencias en materia de seguridad y privacidad han provocado el aumento del uso de servicios de mensajería alternativos como pueden ser Viber, Wechat o Line, entre otros. Algunas nuevas opciones como Mastodon o Diaspora, por su parte, han ganado cuota de mercado en el ámbito de las redes sociales.

 Se ha generalizado también durante esta época la utilización de aplicaciones de videollamada o videoconferencia. A las alternativas tradicionales comunes como Whatsapp Video, Skype, o Facetime se han unido otras plataformas como Zoom o Jitsi, diseñadas para las llamadas de video en grupo.

Como derivada del incremento en el uso de estas aplicaciones, también se ha disparado el uso de VPNs para salvar bloqueos geográficos o simplemente para garantizar la seguridad de las comunicaciones a través de servidores de terceros.

 Con todo ello la separación y el aislamiento se ha hecho un poco más soportable, y hemos podido estar un poco más cerca de todos aquellos a los que no podíamos acercarnos en la vida real. A falta de encuentros presenciales, buena es la tecnología.

Más en #Lo más visto en redes

Más en #Lo más visto en redes

PROGRAMAS

Reporteros Pro

NOTICIAS

Clientes