70 años de Devoción al Niño Dios de las Gaviotas

Por Redacción

70 años de Devoción al Niño Dios de las Gaviotas
Cada año miles visitan al Niño Dios de las Gaviotas para pedirle o agradecerle por un favor recibido. Es en esta época navideña en que el niño milagroso recibe más visitas de devotos de México y el Extranjero al celebrarse su nacimiento el 25 de diciembre. Creyentes de distintas ciudades de la entidad como Culiacán, Guasave, Los Mochis y de otros estados de México, así como de otros países como Estados Unidos, Portugal, España, Francia, Italia, Alemania y hasta de Japón. A la modesta vivienda de la privada Ibis 34, del fraccionamiento Gaviotas, llegan de todos los rincones los creyentes del Niño Dios para ofrendarlo con un juguete, un arreglo floral ó cualquier otro presente con el que agradecen ó piden de corazón un favor. Los milagros del Niño Dios de las Gaviotas se enumeran por miles y prueba de ello son los miles de obsequios de agradecimiento que llenan paredes, pasillos cuartos y demás rincones de la casa entre los que sobresalen juguetes como muñecos, balones, carritos, fotografías, trofeos y certificados de estudios. El primer milagro que se tenga registro fue el de una persona con cáncer que venía de Brasil, y al regresar a su país los médicos lo dieron por sano, y desde entonces los testimonios de fe se cuentan por miles, de ahí la gran devoción que ha generado el Niño Dios de las Gaviotas desde hace 70 años. El Niño Dios de las Gaviotas estuvo al cuidado de Chuyita Aldana desde 1944, cuando le fue obsequiado por el entonces párroco de catedral Antonio Ramos Orendain quien adquirió al niño Jesús en un viaje a Barcelona, España en 1938 y de ahí se dirigió al Vaticano, donde el niño fue bendecido por el Papa Pio XII (1879-1958, Papa canonizado). El Niñito Jesús fue entregado por el padre antes de fallecer a María de Jesús Valdez, mejor conocida como Chuyita; una mujer joven y trabajadora, que poseía una tienda de ropa en el centro. Cuando recibió al Niñito, decidió dedicar su vida a él y compartirlo con todos aquéllos que le tienen fe y necesiten de ella ó de un milagro, vendió su tienda, quedando simplemente con la modesta casa en el fraccionamiento Gaviotas, y desde entonces miles de devotos acuden a visitarlo. El Niñito Jesús se ubica en el cuarto del fondo apostado sobre una vitrina con dos reclinatorios, donde se hace puede realizar oraciones y peticiones al Niño Dios. El tierno rostro del Niño Jesús cautiva a quienes de rodillas hablan con él. Incluso quienes se arrodillan frente al niño Jesús sienten que mueve los ojos alimentando su creencia. Cada mes se le cambia de ropita que le es obsequiada en agradecimiento por un milagro. El 2 de noviembre del 2009 falleció Chuyita Aldana y actualmente el niño milagroso está bajo el cuidado de dos sobrinas gemelas; Angelita y Chuyita, quienes atienden a los visitantes del Niño Dios sin ningún interés económico regalando las estampitas . El niño Dios de las Gaviotas que nació en Belén, pero desde que llegó a Mazatlán manifiesta su amor milagroso a quienes se lo piden con fe.

Más en Sociedad

Más en Sociedad

PROGRAMAS

OMG!

NOTICIAS