El bolero preferido por los políticos en Mazatlán

Jesús Rentería le ha sacado 'brillo' a los zapatos de un sin fín de personalidades a lo largo de sus 50 años desempeñando una actividad que le ha permitido hacer frente a la poliomelitis

Por Cecilia Barrón

El bolero preferido por los políticos en Mazatlán

Las esquinas Antonio Rosales y Gral. Ignacio Zaragoza le ven llegar en su silla de ruedas desde la colonia Insurgentes hasta el Centro, cargado de su material cada mañana a las 9:00 horas, para partir cuando cae el sol. 

Instala su módulo con apremio, con cada uno de sus utensilios a la mano, en espera de su clientela.

 

Así es como Jesús Rentería ha pasado los últimos 50 años de su vida, desde la adolescencia en que comenzó a formarse en esa misma esquina en el oficio de la bolería y zapatero 'remendón'. 

El diagnóstico de la poliomelitis le llegó cuando rondaba los cuatro años de edad, desde entonces se ha convertido en su compañera con la que ha aprendido a enfrentarse al mundo, aprendiendo a luchar contra las barreras gracias al talante de su madre que se resistía a mirarlo como a un minusválido. 

Ahora a sus 67 años, Jesús reconoce que los tiempos de 'oro' para la bolería ya han quedado atrás, junto con los recuerdos de aquel primer sindicato que llevaba por nombre la Unión de Aseadores de Calzado en Mazatlán, del que fue socio fundador en el 95. 


Jesús nota con pesar que sus iguales, los boleros, están a punto de desaparecer, pues las nuevas generaciones poco se interesan por aprender de la labor que como todas, también tiene su 'chiste'. 

El 'Socio', como le han apodado sus más cercanos, ha sido el bolero por excelencia de los políticos. Por su silla de bolear ha pasado el calzado de figuras de la política sinaloense, contando entre ellas al ex diputado federal, Miguel Ángel García Granados, al ex Alcalde, Fernando Pucheta Sánchez y hasta al propio Gobernador, Quirino Ordaz Coppel. 

Aunque está consciente de que el auge de la bolería va a la baja, Jesús Rentería asegura que pasará el resto de sus días entre pintura, grasa, cera y cepillo, sacándole 'brillo' a los pasos de las y los mazatlecos, en una actividad que en pleno siglo XXI se resiste a fallecer. 


También te puede interesar

Un espacio dedicado a la "Reina de la canción ranchera"

"Golpe de Calor": problema de salud que también afecta a pe...

Más en Reportajes

Más en Reportajes

PROGRAMAS

Reporteros Pro

NOTICIAS