IMSS, institución del país certificada para hacer uso de plasma convaleciente

el resultado de los diversos análisis se entrega al área de Células Troncales Hematopoyéticas para su almacenaje y así poder contar con las determinaciones de estos anticuerpos

Por Lupita Camacho

IMSS,  institución del país certificada para hacer uso de plasma convaleciente

El Instituto Mexicano del Seguro Social  es la primera institución del país certificada para hacer uso de plasma convaleciente, alternativa de tratamiento a derechohabientes con COVID-19 que están en condición grave, y que busca disminuir la mortalidad y el desarrollo de complicaciones en estos pacientes.

El protocolo “Eficacia y seguridad de plasma de donadores convalecientes por COVID-19 en pacientes con síndrome de infección respiratoria aguda grave por el virus SARS-COV-2” fue registrado el 5 de abril de 2020 y autorizado diez días después por los comités de Ética en Investigación, de Investigación y de Bioseguridad del IMSS.

Para el 22 de abril, la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) otorgó el dictamen que autoriza al Seguro Social el uso clínico de plasma de pacientes convalecientes.


Jaime David Macedo Reynada, adscrito al Banco de Células Troncales Hematopoyéticas del Banco Central de Sangre del Centro Médico Nacional (CMN) La Raza,explicó que este protocolo tiene como objetivo recolectar plasma de pacientes que se han recuperado de SARS-CoV-2, debido a que este componente sanguíneo contiene una carga importante de anticuerpos.

se tiene acceso a la base de datos nacional de las y los pacientes con diagnóstico confirmado por la prueba PCR, a fin de contactar a los posibles donadores; se les explica en qué

consiste el protocolo y si aceptan realizar la donación de plasma, se les toma una muestra para determinar que la infección se encontró negativa.

Al momento, se ha aplicado el plasma a siete pacientes con COVID-19 y se evalúa la repercusión de este tratamiento en cada uno de ellos.

En esta primera fase del protocolo se ha considerado a cuatro de los 12 Bancos Centrales de Sangre que tiene el IMSS en el país: Monterrey, Guadalajara, y los Centros Médicos Nacionales de La Raza y Siglo XXI.

Son los más grandes del IMSS en el país, van a ser los encargados de la obtención del plasma y los receptores o beneficiarios van a ser de las unidades de los sitios de influencia a estos Bancos de Sangre, y de algunas otras que se adhieran al protocolo, dijo el doctor Jaime David Macedo Reynada.

 Oscar Zamudio Chávez, jefe del laboratorio del Banco Central de Sangre del CMN La Raza, indicó que está garantizada la seguridad de los pacientes recuperados de COVID-19 durante el proceso para la recolección de plasma y también que este componente sanguíneo sea seguro para los derechohabientes que lo recibirán.

Explicó que para cumplir con la NORMA Oficial Mexicana NOM-253-SSA1-2012 para la disposición de sangre humana y sus componentes con fines terapéuticos, la sangre de los donantes es sometida al análisis de diversos agentes infecciosos como virus de hepatitis B, hepatitis C, VIH tipo I y II, Tripanosoma cruzi que es para la enfermedad de Chagas y la identificación de Treponema palidum para sífilis.

Añadió que el resultado de los diversos análisis se entrega al área de Células Troncales Hematopoyéticas para su almacenaje y así poder contar con las determinaciones de estos anticuerpos y que el plasma sea utilizado para los pacientes que lo requieren y que son atendidos en hospitales del Seguro Social.

Más en Salud

Más en Salud

PROGRAMAS

Futbol Femenil

NOTICIAS

Clientes