Jóvenes, madres y hasta embarazadas se ven obligadas a tomar las armas para defenderse del CJNG en Michoacán

Ellas buscan defender lo poco que les queda en Michoacán. Son un grupo de más de 40 mujeres armadas que han decidido levantarse en armas contra el Cartel Jalisco Nueva Generación.

Por Redacción TVP

Jóvenes, madres y hasta embarazadas se ven obligadas a tomar las armas para defenderse del CJNG en Michoacán

Michoacán, una de las zonas de México que más ha adolecido del crimen organizado en los últimos años. Es el lugar que ha dado origen al movimiento de los "autodefensas" y también donde un grupo de mujeres se ha visto obligada a tomar las armas.

Como referente, en la comunidad de El Terreno dominan los grupos delictivos de La Nueva Familia Michoacana y Los Viagras; mientras que en la orilla sur del río Grande, está el Cártel Jalisco Nueva Generación.

En esas zonas, han emergido grupos de autodefensas compuestos por más de 40 mujeres que han perdido hijos, hermanos o padres en la lucha. algunas de ellas portan armas estando embarazadas y otras más hasta llevan a sus hijos más pequeños a las barricadas. 

Otra mujer, quien pidió permanecer en el anonimato debido a que varios de sus familiares se encuentran en zonas controladas por este cártel, sostuvo que este grupo criminal secuestró a su hija de 14 años.

Muchas mujeres vigilan en la localidad de El Terreno, lugar de origen de los autodefensas, donde han perdido a sus familiares, hijos o padres en la lucha.

Uno de los casos que referencia Sin Embargo, es el de Eufresina Blanco Nava, quien contó que su hijo Freddy Barrios, un recolector de 29 años, fue privado de su libertad por el CJNG y señaló que en la zona también han desaparecido muchas jóvenes

Vamos a defender a los que nos quedan, a nuestros hijos que nos quedan, los vamos a defender con nuestras vidas. Porque ya estamos cansadas de que nos desaparecen así a nuestros hijos, a nuestras familias. Se llevan a nuestros hijos, a nuestras hijas, a nuestros parientes, sean esposos”, manifestó.


En la zona cada vez hay menos hombres, por lo que ahora las mujeres tomaron la decisión de levantarse en armas porque, dicen, cualquier hombre que sepa usar un arma, el cártel se lo lleva y no saben si están con ellos o los desaparecen.

Las vigilantes tienen un tanque casero y una camioneta pickup con una armadura de chapa de acero. En otras localidades cercanas han cavado trincheras en las carreteras que conducen rumbo a Jalisco con la intención de estos delincuentes no pasen.

El Terrero ha sido dominado por La Nueva Familia Michoacana y los Viagras, mientras que el CJNG controla la orilla sur del río Grande. Tan solo en 2019, los Viagras quemaron camionetas y autobuses para bloquear el puente que pasa sobre el río y evitar que unas caravanas del grupo liderado por Nemesio Oseguera, “El Mencho”, ingresara en un ataque sorpresa.

Debido a la violencia provocada por estas organizaciones criminales, los pobladores se ven en obligados a elegir un bando, entre el CJNG y La Nueva Familia Michoacana y los Viagras.

Las vigilantes negaron formar parte de un grupo delictivo y aseguran que su grupo rival es el CJNG, también hicieron hincapié en que serían felices si la policía y la milicia arribaran a la zona para hacer su trabajo.


Ingresa a nuestra sección "Coronavirus" e infórmate con las noticias más importantes de la pandemia.

También te puede interesar:





Más en Nacional

Más en Nacional

PROGRAMAS

Futbol Femenil

NOTICIAS

Clientes