Detienen a dos padres por permitir que vecinos maten a su hija de 4 años para "sacarle un demonio"

El jueves de la semana pasada, una pareja fue encarcelada sin derecho a fianza, después de que el 20 de diciembre unos vecinos mataran a su hija en un "episodio de tipo religioso".

Por Redacción TVP

Detienen a dos padres por permitir que vecinos maten a su hija de 4 años para "sacarle un demonio"

Con el pretexto de "sacarle un demonio", Mary S. Mast y James A. Mast, de 28 y 29 años, de Missouri, EE. UU, permitieron la muerte de una hija suya de 4 años

La niña fue encontrada muerta el pasado 20 de diciembre y presentaba signos de tortura, puesto que fue sumergida en un estanque helado. De acuerdo al alguacil del condado de Benton, Eric Knox, esto parecía ser un "episodio de tipo religioso"

Las personas culpables de tal atrocidad fueron Ethan Mast y Kourtney Aumen, de 35 y 21 años, quienes eran vecinos de la pareja y fueron acusados de asesinato en segundo grado y otros delitos. También permanecen en prisión, sin derecho a fianza. 

Medios estadounidenses comentaron que aunque Ethan Mast comparte apellido con Mary y James, el alguacil asegura que no hay parentesco entre ellos.

Asimismo, se descubrió que ambas familias asisten a la misma iglesia, pero el crimen cometido contra la menor no fue aprobado por la secta.

“La investigación realizada hasta ahora indica que este es un incidente aislado y no las acciones de una secta”, afirmó Knox.

Ethan Mast declaró a los investigadores que tanto él como Kourtney usaron un cinturón de piel para golpear a la niña el pasado 19 de diciembre. Luego, la llevaron a un estanque que había detrás de la casa, donde la sumergieron en el agua helada. Posteriormente, regresaron a casa.

Al respecto el sargento Chris Wilson, del condado Benton, detalló que el cuerpo de la niña tenía “múltiples moretones” en el cuerpo y diversas llagas, cuando lo llamaron para que acudiera al lugar.

El alguacil informó que los padres de la niña a también fueron golpeados, al igual que su hijo de dos años. El único que resultó ileso fue el bebé.

En sus primeras declaraciones, el padre de la víctima aseguró que él y su esposa vieron cómo su hija era golpeada, pero los agresores los amenazaron con agredirlos o dispararles si intervenían.

Cuando el sargento Wilson le preguntó a James que por qué había permitido que le hicieran eso a su hija, él declaró que sus vecinos le dijeron que su esposa tenía un demonio en el cuerpo y que sus hijos terminarían como ella si no les permitía encargarse del asunto.


Ingresa a nuestra sección   "Coronavirus"   e infórmate con las noticias más importantes de la pandemia.

También te puede interesar:








Más en Internacional

Más en Internacional

PROGRAMAS

Futbol Femenil

NOTICIAS

Clientes